Toro cebú

Nombre científico: Bos taurus indicus
Toro cebú » Qué es, características, qué come, hábitat, comportamiento, razas

Toro cebú, también conocido como buey giboso o jorobado, es uno de los muchos animales procedentes de especies salvajes que fueron domesticados en tiempos remotos. Actualmente, las diferentes razas de cebús existentes son de significativa importancia para el desarrollo económico de numerosos países del mundo y para el sustento alimenticio de sus poblaciones.

¿Qué es el toro cebú?

El toro cebú es una de las variedades del toro común. Su nombre científico es Bos Indicus. Sus antecesores fueron nativos de la India y Pakistán, pero esta variedad se extendió por Asia y África. Por esta razón también lo llaman ganado cebú de origen asiático.

Uno de sus rasgos más característico es la giba que ostenta, la cual lo diferencia de las razas europeas, además de otras particularidades como su resistencia al calor. Goza de una extraordinaria popularidad en las naciones del trópico donde han surgido nuevas razas, debido a los cruces que se le han hecho con variedades autóctonas de la zona.

Servir de carga y de tiro, producir carne, leche con sus derivados, grasa y cuero, son uno de los beneficios que ofrecen al hombre cubriéndole muchas de sus necesidades.

Cuál es su taxonomía

La clasificación científica del Linnaeus, 1758, contempla los siguientes aspectos:

¿Cuáles son las características del toro cebú?

Sus características varían según la raza y la región donde se encuentre, siendo el perfil de su cráneo y la dimensión de sus orejas, rasgos determinantes para clasificarlas. A manera general se destaca que es un animal grande, pero es una de las especies de ganado más pequeña que existen. Algunas razas alcanzan hasta 1,50 cm y 1000 kg. Otros apenas un metro y 500 kg.

El cuerpo del toro cebú es robusto cubierto de pelo corto, es cruz alta con una giba grande torácica o cervico-torácica de acuerdo con la disposición. La piel es gruesa pero dúctil con pliegos cutáneos en garganta, cuello, papada. El vientre abultado, el tronco cilíndrico, las ubres muy formadas, ombligo colgante, prepucio mediano a grande.

Posee piernas redondas, muslos encarnados, bien constituidos; las patas cuentan con apoyos muy resistentes recubiertos de pesuñas corneas, lo que les permite moverse con cierta facilidad. La cabeza es ancha con cuernos cortos proyectados hacia atrás y hacia afuera, la papada es grande.

Los ojos grandes, oblicuos, alargados. Las orejas son cortas y cuelgan poco en algunas variedades, en otras son largas y colgantes. El cuello es corto, grueso pero potente. En cuanto al color, los hay de varios tonos, abarcando el blanco, claros, gris plata, rojizos, pigmentados, hasta negros.

¿Cómo es su comportamiento?

El toro cebú es de actividad diurna, vive en manadas conformada por machos, hembras y sus crías. Su conducta es similar a todos los animales domésticos, observándose afinidad en el grupo, liderazgo y dominio por parte de algunos individuos.

Posee una comprobada docilidad, sin perder su estado de alerta y capacidad reactiva ante los peligros o ataques, especialmente los dirigidos a sus crías. Se adaptan correctamente a la configuración del relieve donde se encuentren. Transitan extensos terrenos buscando saciar el hambre y la sed.

Hacen marcas en los troncos de los arboles con los cuernos, volviendo fácilmente a los mismos lugares. Son capaces de resistir, tanto fuertes sequíacomo extendidos períodos de invierno. Así como la variación violenta de la temperatura y la deficiencia de alimentos. Desempeñan eficazmente múltiples labores agrícolas principalmente de carga y tiro.

¿Qué come el toro cebú?

El toro cebú es herbívoro, exhibiendo una dentadura acorde a este tipo de dieta. El pasto es su alimento principal. Es muy hábil para encontrar pasturas de su agrado sin importar cual lejos deba ir. También consumen forrajes seleccionando las partes verdes de gramíneas y leguminosas las cuales le aportan un porcentaje elevado de fibra.

Igualmente, se les suministra pienso u otros alimentos concentrados elaborados con cereales como trigo, maíz, arroz, además suplementos vitamínicos que contribuyan a su sano desarrollo.

Son animales rumiantes, es decir, su estómago posee cuatro cámaras; mastican los alimentos, los ingieren y, luego de haber estado en una de las cámaras, los regresan a la boca para masticarlos nuevamente. Realmente el proceso digestivo de ellos comienza cuando se disponen a descansar.

Requieren menor cantidad de alimento que las razas europeas, pero lo ideal es que tengan una adecuada nutrición. Según el propósito para el cual los dediquen necesitan suficiente disponibilidad de agua, sobre todo los del trópico; minerales, buenos pastos con suficiente nutrientes y fibras y, espacios confortables para reposar sombreados para atenuar la alta temperatura.

¿Cuál es su hábitat?

Debe recordarse que el toro cebú proviene de razas salvajes que vivían a la intemperie, posteriormente habitaban prados, campiñas, así que se desenvuelven a gusto en selvas tropicales, llanuras abiertas, espacios amplios. Actualmente son criados en cautiverio, en granjas o patios cerrados.

Se encuentra en Europa, África, Estados Unidos y Sudamérica especialmente en Brasil, Colombia, por estas regiones se ha cruzado con ganado autóctono incrementándose cada vez más las poblaciones. 

¿Cuántas razas de toro cebú existen?

De esta especie de toro existen cuantiosas razas. Algunos estudios mencionan más de 35, otros hablan de 75 especies, pero en lo que sí existe coincidencia es en destacar a las siguientes, como las más distintivas:

¿Cómo se reproduce?

Su reproducción es vivípara, se realiza mediante la inseminación ocurrida durante el apareamiento sexual que puede durar hasta 18 horas. La capacidad reproductora del toro cebú comienza a los dos años y medio, cuando tiene las condiciones requeridas. El tiempo de gestación es de 285 días, casi nueve meses, aunque es variable según la especie y el estado nutritivo de la madre.

Se tiene un parto anual de una sola cría que nace muy hábil, la madre lo amamanta. Después del primero becerro puede parir cada año, así sucesivamente durante 18 años porque son bastante fértiles.

¿Está en peligro de extinción?

El toro cebú está clasificado como Preocupación menor, por tanto no está en peligro de extinción. Su longevidad supera los 16 años de vida. Su mayor riesgo estando en libertad, es el ataque de depredadores como osos y gatos salvajes y, principalmente del hombre quien dispone de este animal provocándole la muerte. De hecho, lo mantiene en cautiverio para tal fin.

¿Cuáles son sus curiosidades?

A continuación se enumeran algunas curiosidades sobre el toro cebú:

¿Cómo citar este artículo?

Del Valle, Numiralda. (2021). Toro cebú. Recuperado el 8 de septiembre del 2021, de Faqs.Zone: https://faqs.zone/toro-cebu/

WhatsappTwitterFacebook
  • Escrito por: Numiralda Del Valle
  • Categoría: Biología
Temas relacionados
Vaca